Qué es la publicidad programática

Cada vez que los usuarios aceptan las “cookies” de una web, automáticamente está aceptando que se registren ciertos parámetros de navegación. Aquí reside la clave de la publicidad programática. Los algoritmos van a usar ese rastro para ofrecer una publicidad personalizada para cada usuario. De este modo, las empresas pueden comprar audiencias y no soportes como se ha hecho hasta ahora, mejorando el retorno de la inversión.

Qué es la publicidad programática

La publicidad programática es la compra automatizada de espacios publicitarios en Internet en función de una audiencia determinada. La comercialización se realiza mediante un procedimiento automático para la compra/venta de publicidad. Se suele basar en las subastas o pujas realizadas en tiempo real.

En el proceso de compra programática los anunciantes compran audiencias en lugar de espacios publicitarios. En formatos más clásicos como Google Ads o Facebook Ads se paga por un espacio donde aparece nuestro anuncio. Sin embargo, con este sistema nuestro anuncio aparece donde están personas con un perfil muy determinado.

La publicidad programática es la forma eficiente de hacer publicidad online. Los anunciantes pagan para que solo su público objetivo vean sus anuncios. Esto hace que aumente la eficacia de nuestra inversión.

La clave de esta técnica radica en que, gracias a la tecnología, se detecta que una persona específica tiene un interés real en recibir una publicidad sobre una temática. De este manera ofrecen publicidad de interés al usuario en lugar de publicidad invasiva, como suele ser lo habitual.

Los datos de estas audiencias son recopilados después de segmentarlos mediante las cookies generadas, mientras navegan en los diferentes medios.

¿Cómo funciona la Publicidad Programática?

La publicidad programática emplea un sistema basado en algoritmos, que consiguen establecer coincidencias entre los espacios disponibles en diversos medios online y los datos que tienen los anunciantes respecto al perfil de la audiencia que están buscando. Esto aporta una mayor interacción por parte del usuario con la publicidad, mejorando el ratio de clics sobre el anuncio y derivando más tráfico.

La publicidad programática es una manera  eficaz de elegir en tiempo real el público al que se desea mostrar la publicidad de una empresa, teniendo en cuenta:

  • Sus intereses
  • Sus gustos
  • Horario preferido para navegar
  • Dispositivos desde donde se conecta

Además de algunos datos demográficos como:

  • Edad
  • Género
  • Posición social
  • Ubicación

Todos estos datos y posibilidades, permite segmentar, todavía más, los mensajes publicitarios, haciendo una publicidad prácticamente individualizada.

Pueden elegir qué anuncios mostrarle, limitar los anuncios a distintas horas del día y con la frecuencia que se desee. Además, pueden elegir cuánto está dispuesto a pagar por mostrar dichos anuncios.

¿Cómo comprar Publicidad Programática?

La compra de publicidad programática está basada en el Big Data. De este modo los medios ofrecen espacios publicitarios disponibles a los anunciantes.

Para que un anunciante pueda beneficiarse a través de la muestra de su anuncio a personas con un perfil muy determinado, éste debe comprar publicidad en tiempo real a través de pujas digitales (RTB o Real Time Bidding).

Estas se realizan en plataformas especializadas que ofrecen impresiones al mejor postor. De esta forma, los anunciantes estarían dispuestos a pagar el precio más alto establecido en una puja para que sus anuncios aparezcan solamente a aquellos usuarios que tienen el perfil deseado.

Es decir, que el anunciante, gracias a la publicidad programática, pagaría por un número de personas con un perfil concreto.

Estos usuarios lograrán ver su anuncio en el momento preciso en el que éste pueda generar mayor impacto, haciendo que de este modo su anuncio sea más efectivo.

Existen diferentes plataformas que sirven de intermediarias entre los compradores de medios y los vendedores de espacios:

  • Ad Exchanges o Marketplaces, donde se llevan a cabo las subastas digitales.
  • Demand Side Platforms, logran optimizar el precio mediante grandes cantidades de datos de los usuarios (Big Data).
  • Data Partners, proporcionan estos datos.
  • Trading Desk, trabajan para el anunciante en las subastas.
  • Sell Side Platforms, maximizan los espacios publicitarios para los medios.

Vamos a ver con un ejemplo cómo funciona este tipo de publicidad: Una marca quieren mostrar sus anuncios solo para hombres entre 30 y 35 años de edad, que hayan visitado su web sin haber realizado ninguna compra.

Entonces, lo que ésta marca podría hacer es contratar a una agencia de medios. Esta agencia elegirá en qué otras web conviene mostrar la publicidad de su marca.

Después, se produce la puja automática en tiempo real, es decir, cuando un comprador potencial entra a una de esas web, se inicia la subasta entre todas las marcas interesadas en mostrar sus anuncios a ese perfil de usuario. La marca que gane la puja será la primera que se anuncie y las demás estarán en cola, de acuerdo a la cantidad que hayan pujado.

Lo que ocurrirá entonces, es que el usuario estará navegando en una web cualquiera y verá publicidad relacionada tanto con sus intereses, como con las consultas que ha estado realizando recientemente en la página de la marca que le gusta.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

AUDITORÍA GRATIS

Le enviaremos un informe completo con todos los aspectos tanto a mejorar como los que están bien de su página web. Después de cada punto analizado tendrá una explicación de en qué consiste y por qué es un factor importante a tener en cuenta para un correcto funcionamiento web.